Los microblogs no están muertos

Desde que Hernán Casciari criticaba ácidamente a los blogs hace ya más de 3 años en el EBE, llegando a afirmar con cierta ironía que los blogs estaban muertos (o deberían estarlo), su vida útil sigue en activo provocando reacciones con comentarios, retweets, me gustas, y reacciones de fusión, entre los grupos mediáticos de blogs que siguen viviendo de ello.

Las redes sociales han dado vida a esos blogs que parecían estar muertos, y los han resucitado, frente al vaticinio de que las redes sociales iban a hundir a los blogs. Si la definición o primera condición de un blog o bitácora es actualizarlo a diario, aunque no todos los blogs son actualizados diariamente, y aunque el fenómeno blog ha pasado de moda para dejar paso al fenómeno de las redes sociales, los blogs siguen estando muy vivos y coleando.

Los blogs irrumpieron en la red, y se llevaron por delante las columnas de los periódicos, medios y periodistas, para convertirse en bitácoras, y aún hoy en cualquier medio online perduran. Con la tendencia, las marcas se sumaron y apostaron por los blogs, pero con las redes sociales, se ha producido un doble fenómeno. De algún modo, algunos usuarios han abandonando sus blogs y muchas bitácoras han muerto o están totalmente desactualizadas, pero otras se han reconvertido, reagrupado, reinventado y siguen generando contenidos de distintas temáticas y de calidad. Y lo más importante, es que los blogs que hoy viven y los que nacen nuevos, generan ruido, porque su contenido se comparte a través de las redes sociales.

Bien es cierto que han perdido fuelle, pero es que mantener un blog actualizado y con contenido original no es algo fácil, ni nadie dijo que lo fuera. Con la velocidad con la que la tecnología e Internet desarrolla y lanza aplicaciones, la lectura meditada se abandona, leemos entre líneas y no paramos tanto en un blog a disfrutar con un buen artículo de ciencia, tecnología, historia, humanidades o cualquier otra disciplina.

Lo rápido y lo inmediato ya no es publicar algo el primero. Nuestra mente ya está acostumbrada a devorar contenidos y, cuanto antes veamos el contenido, cuanto más corto, escueto, y concentrado esté, más contenidos podremos conocer y ahorrar tiempo. ¿Será por esto que triunfa el microposting

Los servicios de microblogging o microposting como Tumblr, Posterous o el propio Twitter se han convertido en minibitácoras personales de las que sacar mucho jugo, y que son interesantes de conocer para usarlas para el mundo empresarial y para el portfolio personal. Lo “inmediato y rápido” vende ahora más que nunca.

Cuando somos marca o empresa, debemos estar a la última en nuestra estrategia de contenidos. Es muy cierto que no hay que estar en todos sitios, porque depende de cada estrategia de marketing y del perfil o actividad de cada cliente. Pero es ahora, en la era de la web social, cuando servicios como Twitter, Posterous o Tumblr irrumpen con fuerza por su valor comunicativo y por su relevancia a la hora de crear comunidad en torno a una marca. Y además, lo bueno que tienen es que los devoradores de contenidos los leen en un pispás

Tumblr ha superado a la base de usuarios de blogs gratuitos WordPress, una de las más comúnmente utilizadas entre los internautas. Las publicaciones han crecido en un año un 900% y es una apuesta firme pero arriesgada si queremos dar contenido informal y divertido a nuestra comunidad, ya seamos una marca o un usuario. Sobre Tumblr recomendamos la infografía completa de Mashable.

Posterous se posiciona como opción al blog personal. Con un diseño limpio y cada día con más gadgets y aplicaciones para incluir nuestros tweets, puede ser la opción perfecta para actualizar una bitácora sin demasiadas complicaciones

Y qué decir de Twitter. Con este servicio se han escrito micronovelas, puedes mantenerte informado, debatir con los líderes políticos, o crear contenido para tu comunidad. Otro día podríamos hablar de la evolución de este servicio, a caballo entre microblog y red social, que en el caso de las marcas tiende a evolucionar a un nuevo servicio de atención al cliente.

En definitiva, los blogs NO han pasado de moda y se preparan para su segunda época dorada, junto con los microblogs, sus aliados perfectos para no dejarlos morir.

Vía | Vocus.com
Fotos | Flickr de adesigna, Flickr de Robinhamman y Mashable

0 comentarios en “Los microblogs no están muertos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*