El SEO hay que cuidarlo (más) aunque hagamos content curation

6212420184_b2bae4f5cb_z

Vivimos en una sociedad informada en exceso. Esto es así, cada vez hay más información circulando por la red, y la inmensa mayoría se puede decir que es paja: información redundante (copiada o “adaptada”), información de baja o nula calidad, un exceso de fuentes, un bombardeo incesante. La content curation es una necesidad, y de hecho es algo que hacemos nosotros, cada uno de nosotros, todos los días: no prestamos atención a la información que no nos interesa para la tarea que realizamos porque así está diseñado nuestro cerebro.

A la reacción de nuestro cerebro la podemos llamar “stimulus curation“, así que nos debería resultar muy sencillo cribar, filtrar, valorar y enriquecer contenidos de calidad, si contamos con las herramientas necesarias y tenemos tiempo para ello. El problema viene, precisamente, porque el fin último de la content curation es proporcionar información, pero para que sea algo útil, debe destacar sobre el inmenso océano de información de baja calidad. Debe sobresalir entre el ruido cotidiano. Y para eso tenemos varias opciones, una de las cuales es, como adivinas, el SEO.

Esto debe ser una especie de mantra para nosotros: la información fresca, útil, de calidad y relevante posiciona bien. Es así. No tiene que ver exactamente con los nuevos algoritmos de Google, pero está claro que éstos benefician claramente a los contenidos que cumplen aquélla premisa. Hoy no “se lleva” el intercambio de enlaces, ya no importan tanto (o nada) los directorios,… hoy lo que de verdad importa es que proporcionemos contenidos relevantes, frescos, que aporten valor. Y también cuenta saber compartirlos, saber difundirlos y recomendarlos.

Existen guías de SEO a patadas, pero la infografía que os ofrecemos a continuación es una de las más cabales que me he encontrado, y además es práctica porque está dedicada enteramente a conseguir posicionar mejor el resultado de nuestra content curation.

Infografía

 

Content Curation Guide for SEO

Aparte de lo obvio, sacaría dos conclusiones importantísimas que debemos aplicar en nuestra tarea:

  • Compartir contenidos en “barrios conflictivos” afecta a tu ranking.
  • Compartir contenidos en dominios irrelevantes te perjudica.

No solo es compartir contenidos de alta calidad para que a tus lectores/clientes les aportes valor. Es que no es lo mismo compartirlo con todo el mundo que con una audiencia selecta. Por eso los directorios están acabados. Se supone que seleccionamos contenidos en base a ciertos criterios de calidad et al, y que lo hacemos pensando en nuestros clientes (si llevamos un blog), o en potenciales, pero no todo el mundo es nuestro cliente potencial.

La content curation no trata solo de seleccionar contenidos, sino que además es necesario seleccionar correctamente a la audiencia. Por decirlo en lenguaje llano, no nos vale arengar a una audiencia que no tenemos identificada, sino que debemos compartir información relevante a la audiencia adecuada, a quienes queremos llegar. Eso implica (es obvio, pero tengo que decirlo) que debemos hacer la tarea previa de saber quiénes son nuestros clientes.

Vía | Tech Magnate
Foto | cambodia4kidsorg

0 comentarios en “El SEO hay que cuidarlo (más) aunque hagamos content curation

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*