¿Cómo combatir la saturación informativa?

Sobreinformacion en el mundo digital

Hace años que podrías sentirte, en ocasiones, fatigado con la intensa repercusión y excesiva cobertura de ciertos temas noticiosos. No cabe la menor duda que, tras la Revolución Digital, odiarás la repetición de esos temas si tus contactos no paran de comentarlos en Redes Sociales o si tu smartphone hierve con notificaciones de Medios y plataformas de noticias que no hacen sino cargarte más todavía de información.

La saturación, muchas veces, proviene especialmente de las Redes Sociales. Y es que la mitad de los norteamericanos confiesan informarse principalmente a través de Facebook. Por ese motivo (y otros más, claro) surgió el debate de las noticias falsas durante la campaña presidencial que hizo presidente de Donald Trump.

¿Cómo mejorar nuestra “dieta informativa”?

En declaraciones a The New York Times, algunos profesores universitarios y expertos aseguraban que hay muchísimo contenido, solo prestamos atención al que nos interesa, así como la frustración que genera saber que alcanzamos menos que la punta de iceberg. “Internet nunca te dice: márchate, ya has tenido suficiente”.

Existe un deseo de estar a la última, saber cuáles son las verdaderas noticias de ultimísima hora y, sobre todo, la necesidad de estar informado. Curtis W. Reisinger, un psicólogo clínico del Hospital Zucker Hillside recomienda rebajar las expectativas y no recurrir a contenido demasiado informativo antes de dormir, sino recurrir a puro entretemiento.

Asimismo, Nir Eyal, un especialista en conductismo escribió: “Cómo estar informado sin perder la cabeza“. En él, Eyal denuncia la ansiedad que la constante búsqueda de noticias genera, con lo que propone cambios en nuestros hábitos: reducir el número de apps (de acceso a información) en nuestro Smartphone o acudir a los periódicos en papel donde existe el acceso a noticias de segunda categoría para cubrir mejor el aspecto de nuestro interés.

¿Cómo generar información para los ‘saturados’?

En Poynter, señalan cómo la Asociación Americana de Psicología dio unas pautas para aquellos saturados de información en las elecciones norteamericanas. A veces, hace falta mantenerse al margen de las redes sociales o los medios de comunicación (o ambos), para conseguir un respiro.

Inevitablemente, cada pieza o artículo debe comenzar como la primera posible exposición de un lector a esa información, debido a que tenemos que introducirle a la noticia. Aquí surge la importancia clave del contexto. Esa exposición debe ser gradual. Evitar el salto directo del contexto a la última noticia. Como recalca el artículo de Poynter, no todo el mundo desea ser un experto en esa materia concreta.

Finalmente, existe el valor de la comunidad y aunque una noticia no profundice todo lo que nos gustaría, podría conducir al lector a la oferta de contenido que posea el medio de comunicación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*